Talking Union

En 1941 The Almanac Singers publicaban el álbum Talking Union and Other Union Songs, que incluía este tema que daba nombre al disco. Más que una canción al uso, se trata de un discurso o mitin sindical musicado, siguiendo el estilo tradicional del talking blues.

Talking Union está basada en una canción espiritual negra que empieza “Si quieres ganarte el cielo te diré lo que tienes que hacer”, verso que aquí se desvía y se convierte en “Si quieres un sueldo más alto te diré lo que tienes que hacer”, para continuar con 8 estrofas en las que se explica someramente el ABC del sindicalismo. Fue escrita por Peter Seeger, Millard Lampell y Lee Hays, los miembros más famosos junto con Woody Guthrie de esta joven banda folk cuya composición fue cambiando a lo largo del tiempo y que popularizó otras canciones relacionadas con el movimiento obrero como Union Maid, Which Side Are You On?, Union Train o I Don`t Want Your Millions, Mister.

 

TALKING UNION

Now, if you want higher wages let me tell you what to do
You got to talk to the workers in the shop with you.
You got to build you a union, got to make it strong,
But if you all stick together, boys, it won’t be long.
You get shorter hours, better working conditions,
Vacations with pay. Take your kids to the seashore.

It ain’t quite this simple, so I better explain
Just why you got to ride on the union train.
‘Cause if you wait for the boss to raise your pay,
We’ll all be a-waitin’ ‘til Judgment Day.
We’ll all be buried, gone to heaven,
St. Peter’ll be the straw boss then.

Now you know you’re underpaid but the boss says you ain’t;
He speeds up the work ‘til you’re ‘bout to faint.
You may be down and out, but you ain’t beaten,
You can pass out a leaflet and call a meetin’.
Talk it over, speak your mind,
Decide to do somethin’ about it.

Course, the boss may persuade some poor damn fool
To go to your meetin’ and act like a stool.
But you can always tell a stool, though, that’s a fact,
He’s got a yaller streak a-runnin’ down his back.
He doesn’t have to stool, he’ll always get along
On what he takes out of blind men’s cups.

You got a union now, and you’re sittin’ pretty,
Put some of the boys on the steering committee.
The boss won’t listen when one guy squawks,
But he’s got to listen when the union talks.
He’d better, be mighty lonely
Everybody decide to walk out on him.

Suppose they’re working you so hard it’s just outrageous
And they’re paying you all starvation wages.
You go to the boss and the boss would yell,
“Before I raise your pay I’d see you all in hell.”
Well, he’s puffing a big seegar, feeling mighty slick
‘Cause he thinks he’s got your union licked.
Well, he looks out the window and what does he see
But a thousand pickets, and they all agree:
He’s a bastard, unfair, slavedriver,
Bet he beats his wife!

Now, boys, you’ve come to the hardest time.
The boss will try to bust your picket line.
He’ll call out the police, the National Guard,
They’ll tell you it’s a crime to have a union card.
They’ll raid your meetin’, they’ll hit you on the head,
They’ll call every one of you a goddam red,
Unpatriotic, Japanese spies, sabotaging national defense!

But out at Ford, here’s what they found,
And out at Vultee, here’s what they found,
And out at Allis-Chalmers, here’s what they found,
And down at Bethlehem, here’s what they found:
That if you don’t let red-baiting break you up,
And if you don’t let stoolpigeons break you up,
And if you don’t let vigilantes break you up,
And if you don’t let race hatred break you up,
You’ll win. What I mean, take it easy, but take it!

 

Almanac Singers

 

DISCURSO SINDICAL

Pues bien, si quieres un sueldo más alto, te diré lo que debes hacer,
Tienes que hablar con los obreros que trabajan contigo.
Tenéis que construir un sindicato y haceros fuertes,
Pero si permanecéis unidos no os llevará mucho tiempo.
Conseguiréis reducir la jornada, mejores condiciones de trabajo,
Vacaciones pagadas. Podréis llevar a vuestros hijos a la playa.

No es del todo sencillo, así que trataré de explicar mejor
Por qué tenéis que uniros al movimiento sindical.
Y es que si confías en que el jefe te aumente el salario
Puedes esperar sentado hasta el Juicio Final.
Todos estaremos muertos, en el cielo,
Y nuestro jefe será entonces San Pedro.

Sabéis que el salario no os llega, aunque el jefe diga lo contrario;
Aumenta el ritmo de trabajo hasta dejarnos exhaustos.
La situación no es buena, pero no todo está perdido,
Puedes escribir un panfleto y convocar un mitin.
Hablad de ello, decid lo que pensáis.
Ocupaos de vuestros asuntos.

Por supuesto, el jefe convencerá a algunos pobres diablos,
Que acudirán a vuestro mitin y harán de chivatos.
Pero siempre podéis decirle al chivato, pues es verdad,
Que lleva la marca amarilla del esquirol en la espalda.
No necesita chivarse quien vive
Robándo la limosna a los ciegos.

Pues bien, ya tenéis el sindicato, las cosas van bien,
Que algunos muchachos formen un comité central.
El jefe no escucha si vamos a quejarnos uno por uno
Pero tendrá que escuchar lo que dice el sindicato.
Más le vale, pues se va a quedar solo,
Todos se irán alejando de él.

Supón que os están haciendo trabajar tan duro que no se puede soportar
Y que os pagan salarios de hambre.
Vais al jefe y él os gritará:
“Antes muerto que subiros el sueldo”.
Mientras da una calada a un puro, se siente seguro,
Pues piensa que con vuestro sindicato lo tiene chupado.
Pero al mirar por la ventana, ¿qué es lo que ve?
Miles de huelguistas, todos a una:
Bastardo, mezquino, esclavista,
¡Seguro que pega a su mujer!

Y entonces, muchachos, llegará lo más duro
El jefe tratará de romper vuestra huelga.
Llamará a la policía, a la Guardia Nacional,
Dirán que es un crimen tener carné sindical.
Asaltarán vuestro mitin, os golpearán en la cabeza,
Dirán que todos sois unos malditos rojos,
Antipatriotas, espías japoneses, ¡que saboteáis los intereses nacionales!

Pero en la Ford, esto es lo que pasará,
Y en Vultee, esto es lo que pasará,
Y en la Allis-Chalmers, esto es lo que pasará,
Y en Bethlehem, esto es lo que pasará:
Si no dejáis que la caza de rojos os venza,
Ni dejáis que os venzan los soplones,
Ni dejáis que os venzan los vigilantes,
Ni dejáis que os venza el odio racial,
Ganaréis. Lo que quiero decir es, id paso a paso, ¡pero poneos manos a la obra!